Qué hacemos

Salud

salud en el congo

"Jesús recorría todas las ciudades y aldeas, enseñando en sus sinagogas, proclamando la Buena Nueva del Reino y sanando toda enfermedad y toda dolencia" (Mt  9,35).

 

Misión en el campo de la salud

Siguiendo los pasos de Jesús, las hermanas de la Congregación Santo Domingo, proclamamos la buena noticia cuidando, protegiendo, defendiendo la vida; estando presentes en el mundo del dolor y del sufrimiento, acogiendo, aliviando, acompañando a los enfermos y a sus familias, facilitando el encuentro con el Señor en estos momentos de fragilidad. Queremos ser instrumento a través del cual Jesús llega a los más vulnerables y sana sus dolencias. 

Solo a veces podemos curar, con frecuencia podemos aliviar, pero siempre podemos consolar, con nuestra presencia, nuestras palabras, nuestra ternura, nuestra oración.

Estamos presentes:

  • En hospitales y/o centros de salud, llevando a cabo:
  • Labor sanitaria profesional
  • Formación integral del personal sanitario
  • Pastoral
  • Educación para la salud
  • En parroquias: A través de la pastoral de la salud

Esto lo concretamos:

En los centros sanitarios

  • Ofrecemos cuidado y atención integral al enfermo, con profesionalidad y conciencia.
  • Educamos a los enfermos y sus familias en la prevención y promoción de la salud.
  • Buscamos que el enfermo viva una experiencia de Dios, que le lleve a asumir y vivir su enfermedad con fortaleza, fe y esperanza, siempre con respeto a sus creencias personales.
  • Nos formamos junto con el personal, para mantener una actualización profesional, que nos ayude a realizar un servicio de calidad.
  • Nos comprometemos a vivir una espiritualidad y unos valores humano-cristiano-dominicanos que estén presentes en nuestro actuar diario.

En las parroquias:

  • Acompañamos el proceso de sufrimiento de los enfermos y sus familias, a través de la presencia frecuente, la escucha, la cercanía, la oración, llevando la Palabra y el pan de la Eucaristía.

En nuestra misión de cada día, vivimos la compasión dominicana, que caracterizó a Domingo de Guzmán y Teresa Titos, deseando que impregne toda nuestra vida, atendiendo a las necesidades de cada hermano, no pasando de largo ante el que esta caído o al borde del camino, acercando el derecho a la salud a tanta gente que no la tiene, y haciendo posible que llegue a los más necesitados.